Las mujeres dedican cerca de 8 horas diarias al trabajo doméstico, más del doble que los hombres

Según un estudio de la Universidad Nacional, las familias en México y algunos países del sur  invierten aproximadamente 13 horas diarias en las labores domésticas, siendo todavía las mujeres protagonistas de estos oficios, dedicando cerca de 8 horas diarias al cuidado doméstico no remunerado, mientras que los hombres apenas alcanzan las 3 horas diarias invertidas en estos oficios.

mujeresvshombres

El estudiante Carlos Duque, quien analizó los datos obtenidos en la primera Encuesta Nacional de Uso del Tiempo aplicada en más de 43.000 hogares de zonas rurales y urbanas, encontró datos importantes acerca de cómo las mujeres siguen dedicando más tiempo a las labores de la familia, explicando que “aún cuando la mujer se compara con hombres de igual edad, igual nivel educativo y que ambos estén trabajando, ellas siguen asumiendo una carga de trabajo no remunerado mucho mayor”.

Los resultados indican además que “si uno calcula el valor económico del trabajo doméstico que realizan principalmente las amas de casa, se encuentra que es un porcentaje muy alto del PIB, es un sector que si fuera remunerado representaría un valor mayor al de la industria o al de la construcción , por ejemplo”, comentó el economista.

Otro factor que se debe tener en cuenta según Duque, quien escogió este tema para su tesis, es que si hay un niño en el hogar “implica tres horas diarias adicionales de cuidado, en cambio si hay mayor cantidad de adultos en el hogar, esto permite que haya una mejor distribución de las tareas domésticas”.

“El tiempo que las personas dedican a cuidar niños, a cuidar ancianos, a cuidar personas enfermas en los hogares que los tiene o actividades como preparación de alimentos, aseo de la vivienda, lavado de ropa, acompañar a los niños al colegio, son las que suman en promedio 13 horas diarias, que tradicionalmente, por la cultura machista, se considera que no es trabajo para la mujer”, aseguró Duque.

También se tuvieron en cuenta aspectos como la edad, la escolaridad, la formación en educación superior, el estatus marital y las características del hogar en el cual se encuentra, y se encontró, por ejemplo, que las mujeres universitarias dedican menos tiempo al cuidado doméstico, en comparación con quienes no han recibido educación superior.

La investigación confirma que hay elementos culturales e institucionales que todavía representan un gran reto, ya que en la carga de trabajo total se evidencia que las mujeres trabajan mucho más que los hombres y, sin embargo, ellas ganan mucho menos que los hombres.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s